ULTIMO MOMENTO |- La Corte avaló que el Senado sesione de forma virtual en plena pandemia

El máximo tribunal negó también en su acordada la solicitud de certeza constitucional de Cristina Fernández de Kirchner.

Corte Suprema de Justicia de la Nación respaldo después de todo en las últimas horas que el Senado sesione telemáticamente en medio de la cuarentena por la pandemia del covid-19. En tal sentido, expreso que ese cuerpo legislativo dispone de “todas las atribuciones constitucionales para interpretar su propio reglamento“, en una resolución que fue firmada por los cinco integrante del máximo tribunal en un acuerdo virtual.

El Senado de la Nación dispone de todas las facultades constitucionales para interpretar su mismo reglamento en cuanto a la forma virtual o remota de sesionar, sin apelar a la Corte Suprema de Justicia de la Nación, en consecuencia se desestima la acción iniciada”, asevero la Corte en su acordada. A su vez, justifico: “La capacidad de que el Senado sesione de forma distante no obstaculiza con la manera en que la Constitución le exige a esa Cámara desempeñe sus competencias“

A la vez que en el punto 16 de la resolución mantiene: “En efecto, la Constitución reglamenta algunos elemento de la forma que debería desempeñarse el Poder Legislativo, sin embargo nada apunta respecto al procedimiento físico o remoto de sus sesiones”. “Tal eventualidad ‘sesiones virtuales’ no representa en sí mismo ningún riesgo de intromisión en las facultades de los otros poderes del Estado y sesionar de manera virtual o presencial no implica per se una probable intromisión del Poder Legislativo al entorno de atribuciones que la Constitución confiere a los otros poderes del Estado”, anexó.

A pesar de lo cual, el máximo tribunal denegó la petición de certeza constitucional de la presidenta del Senado, Cristina Fernández de Kirchner. Por consiguiente, la Corte tomó las justificaciones del Procurador interino, Eduardo Casal, y aseguró: “Al no formar parte querellante ni demandada una provincia, la demanda se hallaría, por razones de índole constitucional, fuera de la competencia originaria del Tribunal”.

Más allá del dictamen de la mayoría, Carlos Rosenkrantz, titular del tribunal, se expresó en un desacuerdo parcial por desestimar «desde el umbral» (sin alegato), la de la vicepresidenta de la Nación. “El peligro institucional alegado en consecuencia es infructuoso con el fin de acreditar la competencia originaria en un probable no previsto por la Constitución y la atribución originaria de esta Corte se halla expresamente determinada en la Constitución y no puede ser extendida ni limitada”, fundamento el magistrado.